Getty Images

Venecia, y otros sitios considerados Patrimonio Cultural de la Humanidad, en peligro por el cambio climático

17-10-2018

Nada se salva de las graves consecuencias del cambio climático.

Por: Luis Moctezuma 

La elevación del nivel del mar es una de las consecuencias del cambio climático. Muchos sitios históricos reconocidos por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, Ciencia y Cultura (UNESCO) se encuentran en riesgo ante este cambio de temperatura en nuestro planeta. Un grupo de investigadores alemanes y británicos realizó un estudio sobre el impacto que el cambio climático tendrá en las costas del Mediterráneo.  Los resultados se publicaron el 16 de octubre en la revista Nature Communications.

             Una de las primeras afectaciones que veremos ante el aumento del nivel del mar en el Mediterráneo es Venecia; sin embargo, hay muchas otras regiones bajo el mismo riesgo. El estudio recientemente publicado menciona 49 espacios considerados patrimonio cultural de la humanidad en peligro. Las costas de Grecia, Túnez, Croacia e Italia se encuentran entre las que corren un mayor peligro. La proyección del estudio se da hacia el 2100. Al fin de este siglo la erosión y las inundaciones harán estragos en estos sitios de valor cultural si no se toman las medidas adecuadas.

Riesgos que corre el Mediterráneo 

La figura de patrimonio cultural de la humanidad apareció en 1972 como consecuencia de la Convención Mundial sobre Patrimonio de la UNESCO. Para 2018 el listado sobre este patrimonio cuenta con 1092 sitios. El foco de la investigación publicada por Nature Communications son los que se encuentran en el Mediterráneo. Entre los 49 sitios que se mencionan bajo riesgo hay dos problemas centrales.

            Por una parte aparecen las inundaciones. De los sitios mencionados, 37 se encuentran bajo alerta. En algunos casos como Venecia ya se están tomando medidas para evitar que esto afecte a la ciudad. Desde 2003 se comenzó a construir el Modulo Sperimentale Elettromeccanico (MOSE); el cual consiste en un sistema de barreras con el fin de detener la inundación en la zona urbana.

            No todos los sitios considerados patrimonio cultural de la humanidad en las costas mediterráneas corren la misma suerte que Venecia. La ciudad italiana también se ha preparado desde hace tiempo para evitar el hundimiento. Para este momento las obras del MOSE se encuentran entre el 94% y 95% de avance, pero en muchos casos nos referimos a construcciones muy específicas y no a ciudades enteras; este es el caso de las ruinas de Tiro en Líbano o Éfeso en Turquía.

            Por otra parte está la erosión costera. Este riesgo está presente en 42 de los espacios considerados patrimonio cultural de la humanidad. Mientras que el riesgo de inundaciones aumenta en 50% para 2100, respecto al año 2000,  el caso de la erosión se trata de un 13%. La mayor parte de los sitios considerados en el estudio se encuentran en zonas propensas a erosionarse para el fin de este siglo. Quizá su impacto no será tan intenso como las inundaciones, pero estará presente y hay que tomarlo en cuenta.

            El riesgo no es el mismo en todo el mediterráneo. Los niveles de elevación considerados como peligrosos en la investigación van de 1.6 metros (o menos) a 2.2 metros (o más). Las zonas de alarma se encuentran en la costa norte del Mar Adriático, el Golfo de Gebés y el Golfo de Corinto, todas ellas en el nivel más alto de la escala considerada. Imaginar las islas griegas bajo el agua es difícil, pero bajo el modelo que se usó para proyectar el futuro de las costas mediterráneas, es un futuro muy probable.

            El registro como patrimonio cultural de la humanidad es vasto. En el trabajo publicado en Nature Communications se limita al Mar Mediterráneo y reporta sitios muy específicos. Sin embargo existen muchos más espacios que se consideran importantes para la cultura de nuestra especie en otros puntos del planeta que también padecen la elevación de los niveles marinos.  Este panorama promete endurecerse en lo que queda del siglo. Habrá que voltear a ver en futuras investigaciones lo que pasa en las costas de América, Asia, África y Oceanía que también cuentan con patrimonio cultural y natural.

También te puede interesar: