Impresionante vista del huracán Harvey desde la EEI. Crédito: NASA

Harvey, tempestad sin precedentes

28-08-2017

Y mucho tiene que ver la acción del hombre...

Por: Deyanira Almazán 

Mientras la cuarta ciudad más grande de Estados Unidos se prepara para más lluvia, al menos ocho personas han perdido la vida y se contabilizan más de una docena de heridos por el devastador paso del huracán Harvey en Houston.

Si bien desde el sábado 26 de agosto Harvey se degradó a tormenta tropical -después de haber tocado tierra como huracán categoría 4 el viernes 25 por la tarde- la tormenta se ha estancado sobre la región, provocando un aguacero torrencial e incesante que ha convertido las calles en ríos y ha acumulado más de 1,200 milímetros de lluvia en algunos lugares.

"Este evento es sin precedentes y todos los impactos son desconocidos y van más allá de todo lo experimentado", escribió el Servicio Meteorológico Nacional el domingo por la mañana.

HarveyInundacion.jpg
Getty Images

 

Mientras los meteorólogos advirtieron que habrá más lluvia, ríos crecientes e inundaciones en nuevos sitios, la policía está poniendo en marcha un vasto programa de rescate. Cerca de 2,000 personas ya han sido reubicadas de manera segura, pero miles de personas más aún esperan por la ayuda en sus tejados o terrenos altos. A diferencia de muchas otras ciudades en el camino del huracán, Houston no ordenó evacuaciones antes de la tormenta e innumerables residentes quedaron atrapados en sus hogares inundados.

A pesar de que ya se han atribuido varias muertes a la tormenta, el número exacto, de acuerdo a los especialistas, sigue siendo incierto en Houston, así como en otros lugares de Texas y Louisiana.  Las autoridades advierten que más de 30,000 personas se verán forzadas a abandonar sus hogares.

En Houston, las autoridades ordenaron la liberación de dos embalses para aliviar la presión que ha ocasionado el aguacero en la región, que en estos pocos días ha experimentado la cantidad de lluvia de todo un año.

 

 

Desde que Harvey tocó tierra en la costa del Golfo de Texas el viernes por la noche, la tormenta ha producido 9 billones de galones de lluvia, y los meteorólogos pronostican entre 5 mil y 10 mil millones de galones más antes de que la tormenta desaparezca. Esto, de acuerdo a una estimación del Washington Post equivaldría a un cubo de 33 kmde volumen.


Si bien el foco de atención sigue siendo Houston, por su tamaño e importancia, el temor creció más allá de Texas, donde las inundaciones también alcanzaron niveles sin precedentes. El presidente Donald Trump declaró este lunes “condiciones de emergencia” en Louisiana, donde algunos lugares han visto hasta 600 milímetros de agua acumulada.

Bajo este desastroso y lamentable escenario y en una época en la que el clima está cambiando rápidamente, una pregunta natural es:  ¿El calentamiento global empeoró las inundaciones de Houston?

Si bien es difícil asegurar que el calentamiento global ocasionó este monstruoso huracán y que  provocará más huracanes como Harvey, es muy probable que sí lo haya hecho mucho más poderoso. 

HarveyTexas.jpg
Zuma Press / eyevine
 

En su cuenta de Facebook, el climatólogo Michael E. Mann ofreció el domingo algunas respuestas:  

La subida del nivel del mar que se atribuye al cambio climático es de más de 15cm durante las últimas décadas. Esto significa que el oleaje de la tormenta fue 15 cm más alto de lo que hubiera sido hace décadas, lo que significa más inundaciones y más destructivas.

Además de eso, las temperaturas de la superficie del mar en la región han aumentado alrededor de 0.5C en las últimas décadas -de aproximadamente 30C a 30.5C-, lo que contribuyó a un 3 - 5% más humedad en la atmósfera.

Esa gran cantidad de humedad crea el potencial para lluvias mucho más fuertes e inundaciones más severas. La combinación de inundaciones costeras y fuertes lluvias es responsable de las devastadoras inundaciones que Houston está experimentando.

No sólo las aguas superficiales del Golfo de México están inusualmente cálidas ahora, sino que hay una capa profunda de agua caliente de la que Harvey pudo alimentarse cuando se intensificó a un ritmo casi récord mientras se acercaba a la costa. El calentamiento causado por los seres humanos está permeando en el océano, al crear capas más profundas de agua caliente en el Golfo y en otros lugares.

Por último, el factor importante que ha hecho a Harvey tan devastador es su estancamiento cerca de la costa, que se debe a vientos muy débiles que no están logrando dirigir la tormenta hacia el mar, permitiéndole girar y oscilar en el mismo lugar. Este patrón, a su vez, se asocia con un sistema de alta presión subtropical que actualmente se expande sobre gran parte de los Estados Unidos, con una corriente de chorro empujando hacia el norte. Este patrón de expansión subtropical se predice en simulaciones del modelo de cambio climático causado por el hombre.

Dicho todo esto, es importante aclarar también que una tormenta como Harvey pudo haber ocurrido incluso si no hubiera habido cambio climático. Los expertos en planificación se han preocupado durante mucho tiempo por la posibilidad de que un huracán importante golpeara a Houston. Harvey es también un huracán de gran alcance que se formó en una de las regiones más huracanadas del mundo en el pico de la temporada de huracanes.

Por lo tanto, si bien no es claro qué efecto tiene el cambio climático en la formación de huracanes en el Océano Atlántico, diversos estudios demuestran que las actividades humanas son de alguna manera responsables de la fuerza de los huracanes y de las devastadoras inundaciones que los acompañan

 

También te puede interesar: